sábado, 22 de marzo de 2014

Cada uno debería asumir sus responsabilidades

No leo, escucho y veo otra cosa más que comentarios victimistas de todas las partes, que si marchas de la dignidad, que si plataformas de afectados, que si bancos malos,... ¿Cuando vais a aceptar cada cual vuestra cuota de responsabilidad? Os falta autocrítica.

Seamos serios: ¿Por qué pusiste en un compromiso a tus padres pidiéndoles que avalaran con su vivienda tu hipoteca sabiendo que si por la razón que fuera no podrías pagarla, tus padres se quedarían en la calle? ¿Por qué te haces la víctima cuando la entidad bancaria ejecuta el aval y tus padres se quedan en la calle? ¿No te parece lógico que si pides un prestado de 100.000€ por un bien que hoy vale 80.000€ y ejecute la hipoteca, aún le debas 20.000€ al acreedor?. Tenéis que asumir vuestra cuota de responsabilidad por las decisiones que tomasteis.

¡La dación en pago! Las reglas no pueden cambiarse a mitad del partido. Todos querían que la burbuja explotara sin proponer alternativas. Ya ha explotado, ¿Y ahora? ¡No es justo que haya 3 millones de viviendas vacías! (que a saber como se habrá hecho ese censo dado que no existe un registro de viviendas en alquiler)... ¡Faltaría más que el propietario de una vivienda no pudiera hacer con ella lo que crea conveniente!

Banca: "los bancos no mantienen viviendas desocupadas por su voluntad y sin razones justificadas. Por el contrario, se han encontrado con la propiedad de numerosos pisos como resultado indeseado de créditos hipotecarios fallidos, por los que los bancos han tenido ya que asumir pérdidas cuantiosas" ¿Acaso no concedisteis hipotecas alegremente? ¿Acaso no concedisteis hipotecas a insolventes? ¿Acaso no concedisteis hipotecas sobre el 120% del precio de la vivienda? ¿No es cierto que muchos de esos pisos no provienen de hipotecas sino que son promociones completas entregadas por los promotores para saldar deudas? Tenéis que asumir vuestra cuota de responsabilidad y aceptar que vais a perder dinero, y mucho. Lo contrario no sirve más que para alargar el problema en el tiempo. Y empezar a buscar nuevas fórmulas imaginativas para salir del agujero. Pretendéis colocar vuestro stock sin perder dinero, y eso no va a suceder.

¡Que ya ha tocado fondo! ¡Es el momento de comprar! Llevo oyéndolo desde hace 3 ó 4 años.

Políticos: "Todos los españoles tienen derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada. Los poderes públicos promoverán las condiciones necesarias y establecerán las normas pertinentes para hacer efectivo este derecho, regulando la utilización del suelo de acuerdo con el interés general para impedir la especulación. La comunidad participará en las plusvalías que genere la acción urbanística de los entes públicos" ¿Por qué no hicisteis vuestro trabajo impidiendo la especulación? Vosotros sois responsables.

9 comentarios:

  1. Hoy mismo monté en colera por estos mismos motivos al ver una noticia (sospecho que la misma que te hizo escribir esto). La tía se compró no uno, sino DOS PISOS. ¡Con dos cojonazos! Y ahora exige "justicia" porque no puede pagarlos.

    ¡Más cara que espalda! Eso es lo que tenemos.

    Te gastas lo que no tienes y, cuando te sale rana, pides que te perdonen la deuda. Un modo de vida cojonudo, sí señor. Que paguen siempre otros por tus errores. Los que hemos sido cautos y cabales, pagamos los pufos de las cigarras, que encima conservan bienes de los que nosotros tenemos que privarnos.

    Y tiene huevos la ligereza con que se habla de exclusión social. Aquí nos creemos que somos más guapos que nadie y que tenemos derechos adquiridos por nacimiento, porque nosotros lo valemos. Llamamos pobreza a no poder poner la calefacción o a tener que vivir con los padres. Habría que darse una vuelta por ciertos lugares del mundo para saber lo que es pobreza, lo que es no tener agua, techo, ropa, comida, NADA. No paro de oir eso de "tengo derecho a un lugar donde vivir". Amigo, el mundo es como es. Tienes derecho a lo que te puedas pagar. Ni más, ni menos.

    ResponderEliminar
  2. No he visto esa noticia, ¿Es esta a la mujer que te refieres? Lo de esa mujer se llama privatizar los beneficios y socializar las pérdidas.

    He escrito este artículo por el tandem compuesto por esas declaraciones victimistas de la banca y de la "marcha de la dignidad". Ya no aguanto más.

    ¡Cuantas veces habré oído lo de "yo también tengo derecho a unas vacaciones en el caribe"! Por tanto, ¡Tengo derecho a que me den préstamos!

    Vivir con los padres no es pobreza. Pobreza es tener que ir a buscar agua a varios km a pie, agua de un pozo no potable. Pobreza es que la mitad de los días no tengas que comer y un enjambre de moscas te sobrevuele. Pobreza es que un simple resfriado puede acabar con la mitad de la población de la aldea. Aquí tenemos agua potable, colegios, asistencia para los indigentes... Pobreza dice, sentado en su cuarto en la casa de sus padres con un portátil de última generación conectado a Internet con un ADSL. Curiosa pobreza.

    ResponderEliminar
  3. Ah, pues no, no me refería a esa. No encuentro ahora mismo la noticia para poner el enlace ni sé de dónde era pero, básicamente, se trataba de una mujer que compró dos pisos y ahora no puede seguir pagándolos. Como es habitual, adoptaba el papel de víctima, explicaba que tiene dos hijos y otro en camino, etc.

    ¿Y por eso nos tiene que dar pena y perdonarle la deuda? ¡Pues no señor! Oye tía, que no te compraste un pisito para vivir (lo cual ya sería discutible). Te compraste DOS, joder. Y si estás como estás, encima no tengas otro hijo. ¿Pero de qué coño vas? Es que esa gente se cree con derecho a tener todo lo que le salga de los huevos, aunque no puedan permitírselo. Y están muy equivocados. Las reglas son muy sencillas: Si compras, pagas. Y si no pagas, te lo quito. Así de simple.

    Nadie tiene porqué pagar los errores de otros. Yo me tengo que privar de muchas cosas que me gustaría tener, mientras otros se gastan más de lo que tienen y luego me reclaman que les saque las castañas del fuego. ¡Estoy hasta las pelotas de eso!

    ResponderEliminar
  4. A medida que pasa el tiempo, cada vez que veo noticias que presentan "dramas sociales" de "pobrecitas víctimas de los satánicos bancos" sospecho que quizá no sean tan víctimas. Me recuerdan a 1.000 maneras de morir versión money, o al premio Darwin.

    No me alegro de lo que le está pasando a esa mujer, pero tampoco siento pena. Apostó fuerte y perdió. Y lo mismo por el banco.

    ResponderEliminar
  5. Duende Rojo: No entiendo su réplica. ¿Significa que está de acuerdo con lo expuesto en los comentarios, o por contra está en desacuerdo?

    ResponderEliminar
  6. Hace bastantes años, antes del reventón de la burbuja inmobiliaria, recuerdo haber leído una entrevista a un director de una sucursal bancaria. El sujeto dijo que muchos de los que entraban pidiendo una hipoteca desconocían las diferencias entre una hipoteca fija y una variable.

    No puedo entender como una persona que va a firmar un papel que va a marcar sus próximos 30 años, no se moleste en documentarse mínimamente.

    No todos los desahuciados son personas que adquirieron una vivienda dentro de sus posibilidades y que tras 25 años pagando puntualmente la hipoteca, se queda en paro o la empresa familiar quiebra y le desahucian sin contemplación.

    ResponderEliminar
  7. Lo cual nos lleva también al caso de las famosas preferentes. Metes un dineral en algo que no conoces y no te lees ni el primer párrafo del contrato. Luego palmas la pasta y alegas que firmaste porque confiabas en el que te vendió el producto. Y aún tiene más delito que esto lo digan personas que meten 100 o 200 mil euros, como hay casos. ¿Manejando ese pastizal no te pagas un puto asesor que te lo explique todo con puntos y comas? ¡Pues entonces no vengas ahora jodiendo con que te engañaron! Que el fulano del banco sea un hijo de puta es irrelevante, oiga, es su firma la que está en el papel, así que es usted el que ha de apechugar.

    Pero eso es España, el país donde siempre son otros los culpables.

    ResponderEliminar
  8. Estoy de acuerdo en que muchos casos en el tema de las preferentes han sido una estafa. Pero también deben asumir su parte de responsabilidad: ¿Por qué metieron hasta el último céntimo en un solo sitio? Nunca he estudiado temas financieros (y de hecho me aburren), pero tengo los dedos en la frente suficientes para no meter todos mis ahorros en un mismo sitio. ¿Necesitas un asesor financiero para que te diga que si no entiendes algo mejor no lo toques?

    ResponderEliminar

El propietario del Blog elude toda la responsabilidad sobre los comentarios aquí expuestos, incurriendo exclusivamente al autor de los mismos.

Este blog pasa a moderación. Pueden pasar bastantes días hasta su publicación.

Este es un espacio libre de euskera. Como zona libre de euskera, no será publicado ningún comentado escrito en el puto euskera.