viernes, 25 de febrero de 2011

Una película no es película hasta que alguien se sienta delante y la ve

Una película no es película hasta que alguien se sienta delante y la ve. (Alex de la Iglesia)

Es muy triste que a estas alturas de la vida, y en la gala de los premios cinematográficos más importantes de un país, alguien diga tal obviedad ante una sala repleta de disectores de cine, actores y guionístas, y que estos se queden en estado catatónico.

Siendo la gala del cine español, tampoco me ha resultado extraño que los presentes se hayan quedado catatónicos.

Paradójicamente, el número de películas producidas y las subvenciones a la industria del cine español crecen año tras año (ingresan muchísimo más por subvenciones que por taquilla), a la vez que disminuye año tras año el número de espectadores de cine español (el año pasado un 34%) y aumentan los espectadores de cine extranjero. Ni que decir que entre las películas más vistas, no hay ni una sola española.

¿Por qué se empeñan, contra toda lógica, en producir películas que no nos interesan a los espectadores?

Por cierto, la sinde se ha autosubvencionado con un millón de euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El propietario del Blog elude toda la responsabilidad sobre los comentarios aquí expuestos, incurriendo exclusivamente al autor de los mismos.

Este blog pasa a moderación. Pueden pasar bastantes días hasta su publicación.

Este es un espacio libre de euskera. Como zona libre de euskera, no será publicado ningún comentado escrito en el puto euskera.