lunes, 1 de agosto de 2011

Normalización linguistica

Siempre me he preguntado el porque a lo largo de la historia una serie de iluminados se han creído superiores al resto de los individuos y se han situado moralmente por encima del resto decidiendo que ciertas características de los demás sujetos son "anormales". Que esos sujetos hablen de normalidad implica que consideran que la situación, en el momento de afirmarlo, de un algo es anormal.

Pero tales "anormalidades" no existen, como tampoco existen las "normalidades". Podrá gustarles o no algo, eso es todo, no por ello es anormal. No es más que una opinión, tal válida como cualquier otra.

No sois más que los demás, y no sois quienes para señalar con un dedo a otros y decirles que es lo que tienen que hacer para que vosotros los consideréis "normales".

La historia está llena de casos de iluminados que en un momento dado decidieron que otros individuos no eran normales, con nefastas consecuencias.



Los contenidos culturales (como las religiones y las lenguas) están en los cerebros de los individuos, no en las abstracciones estadísticas que son los grupos sociales ni en las geologías descerebradas que son los territorios. Por eso la única autonomía cultural real es la de los individuos, no la de las colectividades o los territorios. La única normalidad compatible con la libertad y la racionalidad es aquella situación en la cual cada ciudadano decide por sí mismo los contenidos culturales que prefiere, y el Estado se limita a tomar nota de ello, sin pretender manipular los cerebros mediante política cultural, religiosa o lingüística alguna. (Fuente)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El propietario del Blog elude toda la responsabilidad sobre los comentarios aquí expuestos, incurriendo exclusivamente al autor de los mismos.

Este blog pasa a moderación. Pueden pasar bastantes días hasta su publicación.

Este es un espacio libre de euskera. Como zona libre de euskera, no será publicado ningún comentado escrito en el puto euskera.